Las Bodas Originales Idea guardada 7 veces
La valoración media de 9 personas es: Muy buena

Todo sobre las arras de boda

Mi abuela materna estuvo coleccionándolas para utilizarlas en el día de su boda. Reunió 13 monedas de plata; eran monedas de curso legal en su época. Cada una de ellas es de 0,5 pesetas, y es de la época del rey Alfonso XIII de España.

Y esas trece monedas de principios del siglo XX se han convertido en las arras de boda de mi familia. Porque las estamos utilizando en las bodas de las siguientes generaciones.

¿A que es una historia muy bonita?. Hoy quiero hablarte de las arras de boda. ¿Conoces realmente el significado, el origen y el por qué de este ritual?

Arras de boda en ceremonia


Quédate, voy a responder a todas las dudas y preguntas que tengas sobre nuestro tema de hoy, las arras de boda.

¿Qué son las arras de boda?


Si buscamos en el diccionario de la RAE el significado literal de la palabra arras, encontramos esta definición en una de sus acepciones:

En algunos ritos matrimoniales, monedas que los desposados se entregan como símbolo de su unión

Son las monedas que se intercambian los novios durante la celebración de su boda. Es un ritual puramente católico, aunque en las bodas civiles también se puede hacer.

Actualmente, simbolizan la puesta en común de los bienes de la pareja. Sin embargo, como veremos, no siempre han tenido este significado.

Un poco de historia: el origen de las arras de boda


Antiguamente, en el viejo Oriente, cada vez que dos personas cerraban un trato de boda se hacían entrega de dinero o bienes en especie. Es lo que hoy en día llamaríamos una “señal”. ¿Te has dado cuenta de que cuando compras una casa, debes firmar el contrato de arras?.

El origen de las arras de boda se remonta al sacro imperio romano-germánico. Pero es el ritual de origen mozárabe el que fija la tradición que aún hoy conservamos con las arras de boda.

Historia de las arras


Este protocolo establece las doce partes para los meses del año y una decimotercera para los pobres. Estas son, por tanto, las 13 monedas que forman las arras de boda.

Durante la Edad Media, este proceso era importante a nivel material porque incluía regalos y propiedades. Las arras de boda tenían un límite; formaban entre un 10% y un 50% de la propiedad del novio. Y, como te digo, también podían añadirse regalos.

Como curiosidad, te cuento que la esposa podía disponer de las arras hasta que la pareja tuviera hijos. Y si enviudaba, vivía de las rentas de las arras de boda hasta que volvía a casarse.

El significado de las arras de boda


El significado de las arras de boda, tal y como lo entendemos hoy en día, nada tiene que ver con el pasado. Ya has visto en el apartado anterior qué propósito tenía este símbolo durante la Edad Media.

Tradicionalmente, las arras de boda se han venido utilizando como una especie de pago por parte de la familia del novio hacia la novia. De hecho, en algunos momentos de la historia, la familia del novio pagaba por la virginidad de la novia.

Llevando las arras


Hoy en día, este intercambio de monedas, simboliza vuestra unión también como un equipo a nivel económico. Donde os apoyaréis mutuamente, y ambos pondréis todos vuestros bienes a disposición del matrimonio.

¿Por qué son 13 arras?


¿Sabías que, en el caso de las arras de boda, el número 13 trae buena suerte?. No, no son 13 monedas por este detalle que acabo de contarte.

Según el rito mozárabe, son trece monedas porque representan los bienes repartidos durante los doce meses del año, y una decimotercera para compartir con las personas más desamparadas.

13 arras de boda


Tradicionalmente, las arras de boda eran monedas iguales pero de distintos metales. Podían ser 6 de oro, 6 de plata y la última de bronce; aunque también he oído que ésta última era de platino.

La decimotercera moneda era de menor valor porque simboliza que no todo van a ser alegrías; también tendréis que compartir las dificultades propias de la vida.

¿Cómo son las arras de boda?


En la actualidad, lo habitual es llevar las trece monedas iguales. Suelen ser todas del mismo metal y tamaño. Éste oscila entre 1 y 5 centímetros de diámetro.

Sin embargo, hay parejas que deciden aportar las arras totalmente personalizadas, por muchas causas. Puede que elijan monedas de curso legal, bañadas en oro o plata, de su propio país o de otros en los que hayan estado.

El ritual de las arras de boda


Es un ritual que se celebra en las ceremonias católicas. También está cogiendo mucha fuerza si decides celebrar una boda civil; pero no es lo mismo, porque en las bodas civiles, con el poco tiempo que concede el celebrante, es prácticamente imposible incluir este ritual.

Una vez que habéis hecho el intercambio de los anillos, llega el momento del ritual de las arras de boda. El sacerdote pedirá que les sean entregadas.

El ritual de las arras


Respecto a quien llevará las arras, tienes varias opciones. En este artículo de nuestro blog, te hablo de los padrinos de arras. Aunque, es algo que normalmente se deja a elección de los novios. Si hay niños en la familia, lo habitual es que sean los pequeños quienes las lleven hasta el celebrante.

Puedes pedir que quien transporte tus arras de boda lo haga en una caja, una bolsita o, incluso, una cesta pequeña. Como más te guste a ti.

Cesta para arras de boda


Una vez que el celebrante recibe las arras de boda, las bendecirá y, acto seguido, se las entregará al novio. A continuación, y casi en el acto, éste hace entrega de las monedas a la novia. Y es cuando llega el momento en el que ambos recitaréis unos versos:

Recibe estas arras como prenda de la bendición de Dios y signo de los bienes que vamos a compartir

Aunque, también puede que escuches estos otros versos:

Estas arras te doy en señal de Matrimonio. Y, tú, cuando las recibes, contestas Yo las recibo

La diferencia entre los dos versos anteriores está en el origen del ritual. El primero se remonta al rito romano; en el caso del segundo, está inspirado en el rito hispano. Ambos son aceptados actualmente por la Iglesia Católica.

¿Quién regala las arras de boda?


La tradición dice que es la madre del novio quien aporta las arras de boda. Pero no es algo totalmente necesario. Si, por ejemplo, alguien de cualquiera de las familias ofrece sus arras para la celebración de vuestra boda porque, igual le hace ilusión, pues las aporta.

Arras de boda en caja corazón


También, hay muchas familias en las que las arras de boda van pasando de generación en generación. Y puedes encontrarte con monedas de todas las épocas, metales y valores. Al final, no dejan de ser un símbolo para poder celebrar el ritual que forma parte de vuestra boda.

Dónde comprar arras de boda


Normalmente, puedes encontrarlas en cualquier joyería. Como supongo que te imaginarás, las tienes de prácticamente todos los precios. Mira estos ejemplos:

Arras de boda con símbolos bíblicos bañadas en plata vieja

Arras de boda con motivos bíblicos


Arras de oro

Arras de oro y bandeja


Arras de plata

Arras de plata


 

¿Qué te parece?, ¿conocías el origen y significado de las arras de boda?. ¿Ya te casaste?, ¿quién os regaló las arras?, ¡Cuéntanos!

Si aún quieres saber más sobre las arras, no te pierdas este vídeo donde te van a explicar que son y cual es la leyenda sobre las arras.

  

Fuente: este post proviene de Las Bodas Originales, donde puedes consultar el contenido original.
¿Vulnera este post tus derechos? Pincha aquí.
¿Qué te ha parecido esta idea?

Esta idea proviene de:

Y estas son sus últimas ideas publicadas:

Las Bodas de Ámbar

Las bodas de ámbar tienen lugar cuando una pareja lleva casada veintiocho años y obviamente, ¡tienen intenciones de seguir adelante! Es un número que se acerca a la treintena y por supuesto, no hay qu ...

Las Bodas de Diamante

Cumplir 60 años de matrimonio es un privilegio y un regalo del que no todas las parejas llegan a disfrutar por unos motivos o por otros. Sin duda, es un gran motivo para que la pareja se sienta orgull ...

Las Bodas de Zafiro

Las bodas de zafiro se celebran cuando una pareja cumple cuarenta y cinco años de casados. Después de tanto tiempo juntos está demostrado que su amor y su cariño ha sido más fuerte que cualquier cosa ...

Etiquetas: organizar una boda

Recomendamos